12º LAB CLOWN – TÉCNICA ALEXANDER

 

piespatos

Encuentro LAB CLOWN: 6 de marzo

Próximo Laboratorio: 3 de abril (info: aula@almazen.net o al tlf 664277579)

Dirige el laboratorio: Martademarte

Música en directio: Alfredo Ruiz

Lugar : Teatre Almazen

Este Laboratorio ofrece la oportunidad de investigar desde el juego la presencia CLOWN.

“La imaginación y el cerebro están conectados al cuerpo y lo afectan. Cualquier cambio en la mente tiene su correspondiente cambio en el cuerpo. Cualquier cambio en el cuerpo (por ejemplo, en primer lugar en la respiración) tiene su correspondiente cambio en la mente”. Principios del clown por “Avner The eccentric“.

 

Origen del movimiento (II): de los peces a los animales cuadrúpedos

Si observamos a un pez nadando, es fácil ver que principalmente usa su musculatura para pulsarse por el agua haciendo palanca con su flexible columna vertebral y cola, de lado a lado. Esta disposición se evolucionó aún más, cuando ciertos peces desarrollaron aletas musculares para moverse en aguas poco profundas. Estas aletas musculares les permitieron arrastrarse hacia la tierra en busca de alimento o para evitar a los depredadores. Las aletas se convirtieron en palancas funcionales, con complejos arreglos musculares para actuar sobre ellas, y evolucionar en animales terrestres tan variados como los roedores,  dinosaurios, o seres humanos. En este sentido, los miembros de los roedores, los dinosaurios, y los seres humanos no son más que las aletas de los peces altamente evolucionadas.

adam-summers-dyes-fish-specimens-to-reveal-their-anatomy-designboom-01

Para utilizar estas palancas en el medio terrestre, se requiere un soporte antigravitatorio. En un entorno marino el pez se mantiene a flote por el agua, ya que se trata de medio ingrávido. Los animales en la tierra sufrimos la atracción de la fuerza de gravedad; para moverse de una manera eficaz, debían elevarse del suelo. Algunos reptiles lo consiguen con sus barrigas en el suelo y sus piernas extendidas a los lados. Los dinosaurios y mamíferos caminan y corren con piernas debajo de ellos consiguiendo desplazarse de una manera más eficaz y rápida por la tierra. La columna vertebral se mueve completamente de diferente manera, funcionando como un puente, dándose soporte con las extremidades anteriores situadas en un extremo del puente y las extremidades posteriores en el otro.

Nuestro diseño vertical

Los animales cuadrúpedos fueron modificando su estructura esquelética a medida que, con el fin de liberar sus patas delanteras para cavar, escalar, o volar, se fueron equilibrando sobre sus patas traseras. Estas modificaciones llegan a su punto más álgido con los seres humanos, que han explotado plenamente la estrategia de subir a las extremidades traseras para llegar a una postura totalmente erguida. Esto coloca a la columna vertebral y a los músculos que la sostienen en una disposición vertical y la cabeza descansa, no al frente de una posición horizontal al cuerpo, sino encima de la columna vertebral en vertical. A pesar de la singularidad de nuestro diseño vertical, conservamos  una similitud bàsica con nuestros predecesores. La columna y los músculos ayudan a los peces a desplazarse hacia los alimentos. Los órganos sensoriales y su sistema para procesar la información, el cerebro, desarrollados en el extremo superior, obtenían la información y dirigían eficientemente la actividad motora. Todos los movimientos estaban organizados  a partir de la relación de la cabeza dirigiendo a la columna vertebral.

Los humanos, debemos organizarnos contra la fuerza de gravedad con la cabeza liderando el cuerpo, y también como los peces, nos movemos mayoritariamente en relación a los estímulos sensoriales de los sentidos. La cabeza ya no nos dirige a una sola dirección; ahora nos guía hacia arriba para moverse en cualquier dirección que elijamos. Incluso en la verticalidad de los seres humanos, la coordinación de la cabeza en relación a la columna vertebral es la organización primaria de nuestro movimiento.

La verticalidad y la evolución de la inteligencia.

Nuestra postura vertical, con la cabeza situada libremente sobre nuestra columna vertical nos permite un remarcable abanico de movimientos y habilidades. Con nuestros brazos libres de peso, podemos manipular objetos y explorar el mundo con nuestras manos. La verticalidad nos permite mayor capacidad visual y desenvolver nuestras capacidades cognitivas. Con la verticalidad se nos permite la expansión de nuestra gama de actividad voluntaria y consciencia: nuestra inteligencia esta directamente relacionada a nuestro diseño.

Este diseño vertical esta asociado a los cambios en nuestra naturaleza. Muchos animales como perros o gatos, poseen la habilidad de procesar información, identificar olores, aprender y recordar, en otras palabras , a pensar. En perros y gatos, sin embargo, el proceso de pensamiento esta acoplada a la actividad, el olor de comida se traslada directamente al movimiento dirigido en dirección a la comida.

Este link directo entre pensamiento y acción ha desaparecido entre humanos, nosotros somos capaces de pensar independientemente a la acción. Somos capaces de parar y contemplar el mundo y a nosotros mismos en libertad de acción. Nuestra postura vertical refleja la dualidad natural de estar simultáneamente enraizados en la tierra y a la vez elevados hacia un equilibrio vertical. nuestra conciencia e inteligencia evolutiva es finalmente posible gracias a nuestro diseño.

Primera Parte

Reposo activo en posición semi-supina.

Tumbarse, boca arriba, las piernas flexionadas con la planta del pie apoyada, las manos reposando sobre el abdomen y la cabeza apoyada en unos libros.

Cuando estemos en esta posición la mentalidad debe ser abierta. Aquí y ahora, facilitando que fluya la información entre el cuerpo y la mente. Observar, aceptar y tomar conciencia de las partes que descansan en contacto con el suelo.Reconocer las tensiones en estado de reposo.

Foco: Observar el movimiento de expansión hacia los lados de los músculos intercostales y costillas durante el acto respiratorio.

Segunda parte 

I Juego de coordinación control primario:

Foco: pensar en movimiento. Darse cuenta de las tensiones en la acción.

espiral 

Una vez conocido la espiral de expansión a partir del sacro (atras- arriba, delante-abajo) se utiliza como soporte externo para lanzar un tronco de bambú en parejas.

  • Jugar al baile robado utilizando los gorros.

II Juego de improvisación: 1-2-3 Picapared

Foco: parar sin inmovilizar.

. Con diferentes temáticas ( las cafeteras, las células…)

. Con narrador.

III Juego Improvisación: el ciclo de la Rana

Foco: trabajo coral, situación espacial y síntesis.

En grupos de 4 personas explicar el ciclo de la rana en 4 imagenes.

La Roulotte

¿Cómo hago para encontrar mi vestuario Clown?

con este procedimiento se invita al participante del laboratorio a descubrirlo por si mismo. No existen reglas para encontrarlo. Sin embargo, hay ciertas pautas a las que se puede recurrir durante el proceso creativo que nos pueden ayudar a encontrar nuestro vestuario

  1. Recuerda que el proceso  puede llevar más tiempo de lo que piensas, ¡no te impacientes!
  2. No le impongas límites a tu imaginación; no descartes ninguna idea hasta que sientas que realmente has encontrado tu vestuario. No olvides que nada es determinante, sino relativo. No copiar, sino encontrar fuentes de inspiración.